Si el mundo es un pañuelo, nosotros que somos?
Una de cal, una de arena y se te caerá el revoque
En casa de herrero, vive un herrero
El que ríe último, no entendió el chiste
A mal tiempo, buen paraguas
Perro que ladra, no es afónico
No dejes para mañana lo que pueda hacer otro hoy
Agua que no has de beber, hazla hielo pa'l Fernet
Ladran Sancho, señal que son perros
Si un clavo saca otro clavo, que hago con la tenaza?
Cuando hay hambre, no hay nada en la alacena
El ojo del amo engorda el ganado... y la vaca le comió un ojo
Si el que las hace las paga, por qué las casas no la pagan los constructores?
Los mocos, son la Plastilina de los pobres

La era del Avestruz

Desde hace tiempo vengo notando que la gente está atravesando la llamada “Era del Avestruz”.

Esta “era” consiste en esconder la cabeza bajo el suelo para evitar ver lo que no se quiere ver y que pueda llegar a afectarnos.

Es evidente que las cosas no van a dejar de pasar por tomar esta medida, simplemente se trata de mucha gente que prefiere no ver aquello que aunque pueda pasarles a los demás, no los llega a afectar a ellos, entonces, al no verlo, consideran que aquello no ocurre y si no ocurre, para que preocuparse.

 

Corría el año 1975 cuando el gran autor y cantante argentino Alberto Cortez estrenaba uno de sus temas que luego se transformarían en un éxito en las radios. El tema se titula “Los demás” y con solo leer aquella letra, podemos darnos cuenta de que lo que ocurre hoy en día es lo mismo que ocurría por aquellos años, sin que las nuevas generaciones adviertan que esa situación que ocurría y que vuelve a ocurrir ahora, es por lo menos incorrecta.

Los pueblos crecen y maduran cuando son capaces de hacer que las cosas mejoren. Para esto, debemos dejar de oir a los relatores que nos comentan  la historia desde los medios de comunicación y empezar a protagonizarla nosotros mismos.

Sirva la letra de esta canción como llamado a la reflexión de todos aquellos que quieran vivir en un país maduro y que asuma sus responsabilidades históricas.

LOS DEMAS
"Nunca estamos conformes del quehacer de los demás
y vivimos a solas sin pensar en los demás,
como lobos hambrientos, acechando a los demás,
convencidos que son nuestro alimento, los demás.

Los errores son tiestos que tirar a los demás;
los aciertos son nuestros y jamás de los demás;
cada paso un intento de pisar a los demás,
cada vez mas violento es el portazo a los demás.

Las verdades ofenden si las dicen los demás,
las mentiras se venden, cuando compran los demás;
somos jueces mezquinos del valor de los demás
pero no permitimos que nos juzguen los demás.

Apagamos la luz que, por amor a los demás,
encendió en una cruz, El, que murió por los demás;
porque son ataduras, comprender a los demás,
caminamos siempre a oscuras sin contar con los demás.

Nuestro tiempo es valioso, pero no el de los demás;
nuestro espacio, precioso, pero no el de lo demás,
nos pensamos pilotos del andar de los demás;
""donde estemos nosotros... que se jodan los demás"".

Condenamos la envidia, cuando envidian los demás,
más lo nuestro es desidia, que no entienden los demás.
Nos creemos selectos entre todos los demás;
seres ""pluscuamperfectos"", con respecto a los demás.

Y olvidamos que somos, los demás de los demás;
que tenemos el lomo como todos los demás,
que llevamos cuestas, unos menos y otros más,
vanidad y modestia como todos los demás...

Y olvidando que somos los demás de los demás,
nos hacemos los sordos, cuando llaman los demás
porque son ""tonterías"" escuchar a los demás,
lo tildamos de ""manía"" al amor por los demás.
    Letra: Alberto Cortez
    Música: Alberto Cortez

 

comments

Contactos:

Pablo Rus
Ciudad Autónoma de Buenos Aires
República Argentina
www.PabloRus.com.ar


Estoy en:

Facebook Twitter LinkedIn
FACEBOOK TWITTER LINKEDIN

 


Visitantes Online

Hay 56 invitados y ningún miembro en línea